La mesa camilla

brasero-de-cisco-700x483

Por José Luis Sánchez-Garrido y Reyes
Domingo, 11 de diciembre de 2016

Salgo de noche a tomar una cerveza con Trini, vamos a “El Faro”, en Maracena. Trini me comenta que Eva sigue con la tradición de la mesa camilla. Y divagamos, hablamos.

Cuando niño, no había aire acondicionado, ni calentadores, estamos hablando de 1954, por ejemplo, y mas tarde, posiblemente hasta el 60. Había braseros, que se encendían en los patios, por la mañana temprano, con “picón”, que era carbón molido, y debajo del carbón, tablas o astillas, y una especie de pirámide clavada en el carbón. En el interior se metía una “torcía”, que era un trapo viejo, no muy grande, impregnado en aceite del que ya no servía para freír. El trapo viejo se podía obtener de unos calzoncillos viejos rotos, que se acaban de romper en tres o cuatro piezas.

En el patio se encendía “la torcía”, y se preparaba el brasero, con el frío del amanecer, con la escarcha mañanera y dando ‘titiritones’. Había que tener cierto arte, encima en la parte superior del brasero, cuando prendía el carbón, se ponía un centímetro de altura de cenizas, para que durara mas.

La vida en aquellos tiempos, era alrededor de un brasero, era el rato de tertulia, en el desayuno, en la comida, y en la cena. Todos alrededor del brasero, o casi todos, incluidos vecinas y vecinos, en muchas ocasiones, y parientes cercanos o no tanto. Todos arrebujados, apretaditos, para que hiciera menos frío, y debajo las piernas calentitas.
Los niños, de vez en cuando nos agachábamos para mover el brasero, “la copa”, y que hubiese más calor.

Cuando había vecinas, procuramos mover el brasero más y situarnos enfrente de las mismas, para que el agacharnos ver si había suerte y veíamos alguna que otra entrepierna cubierta.

Trini me dice que sin brasero no hay vida, antes cuando se exponía uno mucho al brasero, salían “cabrillas”, que eran diremos suaves quemaduras por llamarlo así.

Alrededor de la mesa camilla, es posible que nos juntáramos 14-15 personas, todos cabíamos, mientras más mejor, más apretaditos. Y se contaban historias con respeto, y todos los demás escuchábamos y aprendíamos.

Ahora no hay braseros de picón, y los eléctricos no conviene tenerlos son peligrosos. Si hay radiadores, y aires acondicionados. Y ya las mesas, muchas veces, no son mesas camilla, donde los laterales llegan la ropa al suelo, como en las camas. Ya no hace falta guardar el calor debajo de la mesa, lo hay en toda la vivienda.

Pero la familia, y los amigos, deben de apretujarse alrededor de una mesa, no debe perderse el espíritu de la mesa camilla. Si no hay espíritu de mesa camilla, no hay familia, me dice Trini.

En la mesa camilla muchas noches, sobre todo los fines de semana, se conversaba hasta altas horas, hasta que el brasero se consumía y quedaba solo cenizas.

Los desayunos con pan de Antequera, calentito y manteca blanca o colorá, sabían a gloria, y no hablemos ya de lo chicharrones. El pan de Antequera es único. No se porqué pero es así.

Trini repite: Eva sigue la tradición de la mesa camilla. Todos deben seguirla.

La mesa camilla es fundamental, me comenta, sin mesa camilla no hay vida. Las mesas camillas es sin televisión, y mucha conversación.

Buenas noches.

Todos nos arrimábamos  alrededor del brasero quita fríos, para entonarnos, y alguna que otra vez, sobre todo en Navidades, con una copita de Anís Machaquito seco, para matar al gusanillo, y a todo bicho viviente.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Antequera, Familia, Recuerdos, Reflexiones, Trini y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La mesa camilla

  1. The issue that u have discussed in this blogs is very much common nowadays . Thank You so much for providing me the tips

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s