Un domingo lluvioso

lluvia

Por José Luis Sánchez-Garrido y Reyes
Domingo, 10 de marzo de 2013

Hoy lo tenía todo preparado para darme una caminata para mis doloridas piernas, que me piden a gritos algo de ejercicio. Pero llovió y llovió. Así  que me limité a ir por el Periódico.

El viernes próximo voy a Logroño, a la Reunión Anual de la XVI Promoción de Peritos Agrícolas de Cortijo El Cuarto (Sevilla), que este año se celebrá allí. Preparo en media hora el discurso, este año breve. Bastante breve.

Fuera sigue lloviendo, y yo agazapado detrás de los cristales. Cuando fui por la prensa, las calles estaban desiertas, todo el mundo en sus casas, o casi. ¿Qué ocurre?

Leo la prensa, más o menos dedicando un buen rato, pongo en orden la mente, y me quedo en casa, con un pijama nuevo que Trini me ha comprado el viernes en El Corte Inglés.

La vida así va transcurriendo, va pasando, “No hay viento favorable, para  el que no sabe donde vá”, decía Séneca (del 4 al 65 antes de Cristo).

A casi todo el mundo le gusta más el Plácido Domingo, que el Sórdido Lunes.

Noto que estamos en los albores, de algo importante, que no tengo la menor idea de que es.

Un fallo no es una catástrofe, es una parada natural, entre la ignorancia y el dominio.

Leo  una frase un tanto descarada, que escribí algun día cuando alguien la dijo: “Habiendo chocho y cueva, pues que llueva”.

Bueno seguiré viendo la television. Y vamos a ver dentro de unos dias, al nuevo Papa.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Albolote, Ocio, Personal, Viajes y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s