A mis hermanos “Los Cagaleras”

Mi hermano Juan Carlos contesta sobre las cagaleras:

Me he resistido a dar mi opinión sobre sobre vuestras últimas publicaciones en internet mediante correos y en el blog, sobre vuestras experiencias tan especta”culares” que habéis tenido en vuestros organismos, y, que, tan preocupado estaba todo el mundo.

Pepe Luis reconoce que siempre le ha dado pudor hablar sobre este tema. Pero una vez que lo ha superado y ha dado este primer paso para publicar sus experiencias íntimas y personales, ha logrado que su hermana pequeña pique el anzuelo y también haga públicas las suyas.

Sé que Pepe Luis está loco de contento con el número de visitas que recibe en el blog, pero nunca llegué a pensar que recurriría a estos temas para incrementarlas.

No sé si seréis conscientes, pero el camino que habéis elegido de airear vuestra mierda, que al fin y al cabo es mierda de la familia, es muy peligroso.

Me ciño a los programas de televisión que tanta audiencia tienen, que creo que se llaman “reality show”, que empiezan aireando esas cosas.

Habéis dado el primer paso. Habéis roto el hielo.

Además, se nota vuestro disfrute y regocijo en la exposición del tema, en el cual os habéis esmerado mucho.

No quiero extenderme mucho, así que expondré mis conclusiones:

-La senda elegida de airear públicamente la mierda de la familia es muy peligrosa.

-No sólo no estáis arrepentidos, sino que se os nota orgullosos de publicar vuestras hazañas con las heces.

-Éste ha sido vuestro primer capítulo. Me temo que seguirán otros muchos, como el de Pepín de hace una semana, el de Trini y Mely en la Muralla China…

-El mundo está deseando saber cómo serán vuestros próximos excrementos: ¿fluidos? ¿duros? ¿a fogonazos? ¿masa líquida con trozos sólidos? ¿mucho caudal? ¿habrá escopetazo? ¿retortijones? ¿cagada por aspersión? ¿chorro grueso? ¿fumarolas? ¿monodosis y concluyente? ¿o repetitiva, machacona e interminable? ¿nauseabunda y de cloaca?…

-¿Os veremos pronto en televisión o empezaréis por Radio Antequera?

Vaya regalito de Reyes que nos habéis hecho.

En fin, todo sea por la audiencia.

Hoy nos veremos y me alegro de estar ligeramente constipado y tener la pituitaria bajo mínimos. Es de agradecer.

Como despedida, sólo me sale a decir: adiós, preciosos,

Carlitos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Antequera, Familia y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s