Desde la Torre de Coto Galindo

Subí a la Torre de la Casa Cortijo de Coto Galindo con Sr. Carlos Pineda Sánchez-Garrido, Técnico Responsable de la Explotación, a pocos metros de la autovía A-49, en la salida 99, en Cartaya (Huelva).

El paisaje de la finca sugestiona desde allí arriba, una panorámica diferente, en sus 120 Has., a 7-8 kilómetros de la costa, de clima suave.

Vamos a la balsa, enorme, ahora abandonada al tener agua de la Comunidad de Regantes, y veo lo mucho por hacer, lo muchísimo por hacer.

Desde abajo, en el todo terreno, se ven una serie de incongruencias en cadena. No sé como han sucedido pero han sucedido, y la finca está como está. Arboles aquí y allá, de variedades mezcladas, zonas sin arboles, riego viejo, camino que no existen, selva tropical.

Desde la Torre, me da la brisa, en la cara, y veo pasar el tiempo, veo el esfuerzo durante ese tiempo, y el tesón de Carlos Pineda Sánchez-Garrido. Me la imagino como un vergel de alto rendimiento con 110 Has. de explotación rentable, mecanizada, moderna, sin hierbas, con árboles en marco adecuado, suelos protegidos de la erosión, variedades rentables

Incluso veo la balsa convertida en piscifactoría, y un restauran al lado, la balsa tiene más de 10.000 m2 de superficie.

Veo un modelo para Andalucía en Soto Galindo, una finca para enorgullecerse. En Huelva, en el corazón de Huelva.

¡Que trabajo tan apasionante Carlos! Hacer un modelo de algo que esta lejísimos de ello. Carlos, la dimensión de la finca es ideal, el clima fantástico, agua, sol. Falta orden, mucho trabajo, hacer bien lo pasos que se vayan dando, y también dinero, evidentemente. No hay milagros Carlos, hay trabajo, ilusión e ideas claras, con ello casi todo se consigue.

Milagros Carlos, existen pero parece que son pocos, la lotería también existe, Carlos, pero nunca me ha tocado. El trabajo es otra cosa, es algo que no se te puede quitar. Es tuyo. Y de trabajar creo que no se muere nadie (decía mi padre).

Carlos, tiene las ideas claras, y sabe, en poco tiempo le ha hecho ya la medida al traje. Es práctico.

Carlos, vas a hacer lo que a mi me hubiese gustado hacer. Hacer una explotación rentable y moderna, donde hoy no lo es. Lógicamente hace falta tiempo, pero sobre todo constancia y objetivos claros.

Desde arriba, desde la Torre de Coto Galindo, se ve un mar verde, si bajas de la torre, ya es otra cosa. Pero cuando dentro de unos años subas disfrutarás. Disfrutarás con el trabajo bien hecho.

Tienes la ventaja Carlos, que eres joven. Tienes la ventaja Carlos, que estás bien preparado. Tienes las ventaja Carlos, que eres inteligente. Tienes la ventaja Carlos, que la finca es maravillosa, tienes la ventaja Carlos, que está abandonada siendo suave. Tienes la ventaja Carlos, de reunir todos lo ingredientes, para con tiempo y constancia, hacer un vergel, que sirva de referente en la zona, que al visitarla se le quede al personal los ojos muy abiertos y sorprendidos. Tienes la suerte Carlos, de que al hacer una explotación de buena rentabilidad, ordenada y moderna. El alma disfrutará, y yo contigo me alegraré mucho.

Carlos, sabes caminar, sabes ir solo a cualquier parte del mundo. Tienes la moral alta, aquí no se puede decaer nunca, la vida es larga, la vida es una carrera de resistencia Carlos, aquí el mas “burro”, el mas resistente, el que no decae, es el que gana. Los demás quedan aburridos sentados en la cuneta de la carretera, esperando que alguien los traslade a ningún sitio.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Agricultura, Andalucia, Familia, Trabajo y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s